H. Olea (editor): “El Paraíso de América” de Domingo Pontigo narra en décima la historia y geografía de Chile

El 2 de diciembre de 2016 fuimos invitados al programa Citoyens de la Radio de la Universidad de Chile para conversar sobre la edición que hice de “El Paraíso de América”

Esta es la entrevista, que también pueden leer y escuchar aquí.

Domingo Pontigo narra en décima la historia y geografía de Chile

“Soy de origen campesino/trabajo de sol a sol/ tengo sangre español /pero chileno muy fino/ Dios me ha dado este camino/ a él le debo mi suerte/ mi clamor es muy urgente/ por mi Patria y su conciencia /que termine su insolencia/ para altivo verte”, texto referente del libro “El Paraíso de América” de Domingo Pontigo, que narra en décima espinela la historia y geografía de Chile. Para dar a conocer esta obra, Citoyens 102.5 FM, conversó con el editor de la obra, el PhD. en Literatura, Humberto Olea.

Gracias al apoyo de la Dirección de Archivos, Bibliotecas y Museos, Dibam y la Asociación Gremial Nacional de Poetas Populares y Payadores de Chile, Agenpoch, este texto de hermosos versos pudo salir a circulación pública bajo la investigación y edición final de Humberto Olea. “Cuando yo estaba haciendo mi proyecto para tesis tenía contacto con Domingo Pontigo, mi tesis anterior – la de magíster – la hice sobre su labor y ahí conversando salió el tema de este libro, el “Paraíso de América”, que cuando fue publicado el editor lo modificó muchísimo hasta hacerlo irreconocible. Mi tesis de doctorado fue justamente sobre este libro, trabajé con los manuscritos de don Domingo, trabajé con él revisándolo y viendo como es la interferencia cultural que se produce cuando entran a dialogar dos personajes, en este caso, Domingo Pontigo con el sacerdote, que fue el que publicó su primera edición”, dijo el editor.

La edición original en 1990, del sacerdote Miguel Jordá, acarreó profundos cambios en el espíritu del texto, con el consentimiento parcial del autor, con el fin de instalar a través del verso popular el ideario de la Iglesia Católica de los años 60 hacia el campesinado chileno, esto se debe, según Olea, a que la Iglesia sufría cambios mundiales no sólo en Chile, sino que también en África con la Misa Luba, donde se mezclaban cánticos tribales con textos cristianos en latín y en Argentina con la “Misa del Pueblo”, como parte del doctrinario emanado del CELAM, Consejo Episcopal Latinoamericano, que agrupa a los obispos de la Iglesia Católica de Latinoamérica y el Caribe.

El libro retrata con versos sencillos y humanos la historia y la geografía de Chile hasta la dictadura militar, a través de viajes imaginarios del autor, él nunca estuvo en dichos lugares, lo que es explicado por Olea como una forma creativa que se había perdido en la primera edición: “ahí aprovecha toda la función que te da la poesía popular y la gran cantidad de versos que uno conoce para poder ir creando una realidad”.

“La obra anterior, al ser intervenida por una persona que no sabía hacer versos, los dañó, la obra que ahora hemos publicado, el primer punto importante que tiene es que recuperó su melodía, tú la lees, lees cualquier verso y se puede cantar, incluso cuando tú la lees sin saber leer un verso tú sientes que hay un ritmo, que es la parte hermosa de la décima espinela, que es la que cultiva don Domingo”, acota el PhD. en Literatura.

Sin estudios universitarios, Domingo Pontigo, a los 75 años sigue trabajando sus frutillas en el campo de Melipilla, pero recorre los campos, habla con la gente y recopila historias, intercambiando experiencias con otros payadores y poetas populares, lee mucho de todo y así se ha ido cultivando y transformando en “Patrimonio Vivo de la Humanidad”, declarado por la Unesco.

Junto con el lanzamiento del Libro “El Paraíso de América”, y reconocimiento a la obra de Domingo Pontigo, se realizó una ceremonia junto a la Dibam para que el MercoSur reconociera a la “Paya” en Chile y la “Payada” en Argentina y Brasil, como patrimonio inmaterial de esta entidad que agrupa a gran parte de los países latinoamericanos.

El autor cierra su obra invitando a los lectores a recorrer sus versos:

Por fin lean este libro,
anciano, joven y niño,
entenderán mi cariño
que en cada décima timbro,
con mi orgullo me equilibro,
para escribir mis renglones,
al amor de mis amores
que es nuestro Chile adorado
y abrazo emocionado,
uno a uno a mis lectores”.

Mayores informaciones y venta: Librería y Ediciones de la Biblioteca Nacional.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *